Pages

Pascualina de alcauciles


Pascualina de alcauciles

Cuando el español Francisco de Goya (1746-1828), pintor genial, comienza una ambiciosa tela que tomará dos años terminar, el Coloso (una visión de pesadilla donde un gigante se levanta por sobre los nubarrones y parece amenazar a la humanidad que huye pequeña y aterrada), exige que se le preparen todos los días pascualinas de alcauciles para poder salvar su mente de esta visión siniestra y magnífica, una metáfora de los horrores de las guerras napoleónicas, aun en pleno desarrollo cuando Goya la pinta.

He aquí la receta de esta pascualina:

  • Cocinar en agua y sal 36 alcauciles, bien lavados, retirarles las hojas de afuera dejando solamente la parte tierna que se debe picar finamente.
  • Dorar en una cucharada de manteca, una cebolla pequeña picadita, agregar una cucharada de hongos secos remojados y picados, los alcauciles picados y saltear todo.
  • Retirar, añadir tres cucharadas de queso rallado, cuatro huevos, condimentar con sal, pimienta y nuez moscada.
  • Añadir ½ de pocillo de aceite.
  • Aparte preparar la masa con 400 gramos de harina, hacerle un hoyo en el centro y agregar una pizca de sal fina, un huevo y agua fría para formar una pasta de regular consistencia; dividirla en ocho partes, formar unos bollitos y estirarlos muy finitos.
  • Enmantecar un molde de pascualina, forrarlo con una de las masas, untar con aceite. Poner otras tres capas de masa estirada, encima de estas el relleno preparado.
  • Hacerle unos hoyos, en donde se romperán unos huevos enteros, tapar con lo que se sacó, epolvorear con queso rallado y tapar con una de las masas uniendo los bordes con las del fondo.
  • Pintar encima con aceite.
  • Poner otra de las masas dejando un poco de aceite entre ellas, pintar nuevamente.
  • Poner otra masa, pintar y poner la ultima masa.
  • Hacer un repulgue y poner al horno moderado durante una hora y cuarto.
Estudiar otras recetas:

No comments:

Post a Comment